Cuantas veces nos han dicho nuestras madres que con la comida no se juega, que la comida, como su nombre indica es para comer.

pues bien hay gente que ha hecho de esto su mayor hobbie en la vida. Aqui os dejo una muestra de cómo con diferentes bolsas de cheetos Jason Baalman forma la cara de Conan O’Brien, hasta 2000 cheetos usó.

Y cómo nos gustan a todos esos ganchitos naranjas que nos llevan a añorar nuestra infancia, y que nos teñían los dedos de su color. Pues bien el mismo autor ha creado a elvis con el color que los ganchitos dejaban en sus dedos y con el polvo de los mismos.