Al igual que el señor Fredrickse de la película «Up», hizo volar una casa gracias a una inmensa cantidad de globos de diferentes colores. Pixar reprodujo esta acción, que tuvo una gran repercusión en los medios ingleses, para dar a conocer el lanzamiento de la película. La acción se llevó a cabo en la «Tower Bridge» de la capital británica.

En lo que se afirma que es una hazaña aeronáutica, más de 500 globos se entrelazan para crear el artefacto que navegó a través del famoso puente.

Los globos, cosidos con 18 kilómetros de hilo, se abrieron paso aguas arriba con la ayuda de un remolcador para mantener su rumbo.