Se conoce como teoría del long tail, pero se puede considerar una ley del tráfico web, pues se puede demostrar fácilmente que determinado tipo de webs la cumplen a la perfección.

Este fenómeno se produce cuando un pequeño número de páginas del sitio web generan un alto volumen de visitas y, aun así, apenas suman un pequeño porcentaje de estas, mientras que muchísimas más páginas generan pocas visitas cada una, pero en la suma alcanzan un porcentaje mucho más alto de tráfico.

Alguna webs, por el tipo de información que contienen (blogs, foros, páginas de soporte técnico, fichas de productos, tablas de artículos, etc.), se comportan de esta manera a la hora de trabajar con sus palabras clave.